Eugenio Ibarzabal

"Bertsolari": un pedazo de obra de arte.

Posted by on Oct 17 2011, in Sin categoría


“ Me preguntas por qué esta reacción contra Obama, y te contesto: Primero, Obama centró sus dos primeros años en el sistema de salud, cuando el problema auténtico era la economía y tenemos un enorme desempleo, aunque no tan grande como en otros países. Segundo, es negro. Tercero, estamos comprometidos en dos guerras que no podemos pagar. Cuarto, es negro. Quinto, nuestro Tea Party no tiene otra cosa mejor que hacer. Sexto, es negro. Séptimo, los republicanos no tienen en la cabeza otra cosa que no sea proteger a los ricos. Octavo, es negro. Noveno, fue elegido para liderar cambios pero cuando llegó al Congreso Obama vaciló. Y diez, es negro”…

Esto es lo que me contesta mi buen amigo Franklin Schargell cuando le pregunto por cuál es la razón de ese odio que algunos americanos parecen demostrar hacia Obama. Luego pienso, somos así y con eso hay que contar. ¿Pero quienes somos los europeos para dar lecciones a los demás, como si nuestra historia reciente fuera un dechado de racionalidad?…

–()–

Y hablando de racionalidad, veo “Another Year” y me interesa mucho. Quien quiera saber algo de cómo son los británicos, la película muestra una buena aproximación. Una inglesa que los conoce muy bien me dice: emocionalmente inmaduros y bebedores compulsivos. La verdad es que hay también algo más: una pareja maravillosa, una asistenta social que es un modelo de equilibrio y personalidad,y varios ejemplos de generosidad y de saber aguantar el tipo en los momentos difíciles. Eso también es Inglaterra.

Pero a la vuelta de la película me pregunto: los problemas de algunos de los personajes que aparecen en la película, ¿están derivados de su falta de recursos a la hora de gestionarse a sí mismos o es mera falta de voluntad propia para salir del abismo?… La verdad es que ese personaje maravilloso que es la señora, cuando al final se enfrenta a su patética amiga, se lo dice muy claro: “¿Cuándo vas a ser responsable de tus propios actos?”… Al tiempo, se observa la incapacidad para la comunicación de algunas personas, el infierno que tiene que ser vivir con alguien con quien no se puede hablar. Altamente recomendable, porque hay absolutamente de todo.

–()–
Pero aún más recomendable es “Bertsolari”. De verdad, es una de las películas más bellas que he visto en los últimos años. Como documental me parece que es el mejor que yo he podido ver hasta el momento. Así. Ríete tú de lo que hace Michael Moore. Es creativa, original, y si alguien quiere saber de qué va eso de la creatividad que vea “Bertsolari”. Por fin una auténtica obra de arte vasca, que muestra unos personajes como Andoni Egaña, Lurdes Lujanbio y Jon Sarasua que no dicen sino cosas de interés. Todo lo que dicen está pensado, es propio, es vivido. Hablan de lo que saben. Gente humilde e interesante.

Todo el documental rebosa auténtica espiritualidad, atención, estar en lo que se celebra, capacidad creadora. Las imágenes son bellísimas, y la metáfora del precipicio un acierto, aunque los que sufrimos de vértigo lo terminemos pasando muy mal. Por fin el mundo del bertsolarismo tal y como era y como lo que es, como eran Xalbador, Uztapide y Lazkao Txiki, sin esa locura, barbarie y sectarismo que parecía dominarlo todo hasta hace muy poco. Un auténtico placer.

–()–

Y en ese momento llegan las conclusiones de la Conferencia de Paz. Dicho muy claramente: es una maniobra del equipo de mediación para facilitar un comunicado final al terrorismo. Sí, es verdad que se les ofrece un puente, uno más, y en este sentido los que están en contra tienen su parte de razón. Pero si esto permite arrancar de esta gente un compromiso de irreversibilidad, ¿por qué no?… Sin embargo, los que hablan de diálogo y negociación no pueden olvidar, nos guste o no, de cómo y porqué se ha llegado a esta situación, a través de vías a los que no les pronosticaban nada bueno. Y sin embargo, han conseguido lo que han conseguido. ¿Por qué no reconocer esto y aquello?…

Todos hemos tenido que aprender. Los partidarios de la negociación y los de la mano dura. En todo caso, con conferencia y sin conferencia, ¿serán verdaderamente conscientes algunos que, lejos de conseguir nada, van a terminar por mendigarlo todo?… Si algo me parece decisivo para entender las cosas es que no puedes esperar que el mundo se acomode a ti; ésta es para mí una de las mayores causas del sufrimiento actual. Y hay quien ha seguido dando manotazos al avispero. Así están como están.

Reply

14 − 8 =